Escrito por Tendenzias

Reclamación Vodafone

Es un hecho: el sector de las telecomunicaciones es el que más reclamaciones recibe al año, junto con banca y energía. Una cantidad enorme de los usuarios de telecomunicaciones en España cuentan con algún contrato que les une a alguna de las diferentes operadoras que copan el mercado. Si bien la relación con nuestra empresa de servicios suele ser cordial -o la de un pacto de no agresión- ésta puede romperse en cuanto una incidencia se interpone en el camino. Una de las empresas más populares de telecomunicaciones en España, es Vodafone. Por eso, en este artículo, te enseñaremos cómo poner una reclamación a Vodafone, en caso de que tengas algún problema con ellos.

La siguiente escena seguro que nos resulta muy familiar, por desgracia: algún servicio relacionado con telefonía u otros servicios no nos funciona debidamente, o bien existe algún problema relacionado con la facturación. Marcamos el teléfono de la compañía que nos suministra, ‘hablas’ con una voz grabada o bien le marcas el camino a seguir a un robot mediante la pulsación histérica de dígitos (“pulse X para realizar tal acción”) para, finalmente y después del laberinto y mareo, hablar al otro lado de la línea con un ser humano de carne y hueso.

Pero, aún cuando somos atendidos por una persona, por muy lejos que esté (normalmente se trata de centralitas situadas a miles de kilómetros de nuestra posición), el problema persiste y no se es capaz de encontrar una solución satisfactoria, pese a que las llamadas pueden durar horas e incluso ser repartidas en distintos días o semanas. Es aquí, llegados a este punto, cuando debemos tomar cartas en el asunto y efectuar una reclamación. En este caso, nos centraremos en una de las compañías más populares de España: Vodafone.
vodafone-reclamacion

Cómo poner una reclamación a Vodafone

Si has tenido algún problema con Vodafone, es importante que conozcas qué procedimientos puedes seguir para que la situación mejore. Por eso, a continuación, vamos a ver cómo poner una reclamación a Vodafone y las diferentes vías para ponerla, así como conocer bien cuáles son nuestros derechos y las medidas adecuadas que debes llevar a cabo.

Para Vodafone y todas las compañías sin excepción, un cliente descontento es un fracaso. Una fatalidad que quieren evitar a toda costa. Por ello, un buen departamento (o ejército de centralitas) de atención al cliente que sea efectivo y rápido ante cualquier tipo de incidencia, reportará un gran valor y garantía para la empresa que, a la postre, acabará beneficiando a todas las partes. Parece sencillo, ¿verdad? Por desgracia, esto no siempre es así. Existen ocasiones en las que nuestras incidencias no son resueltas como nos gustaría, o directamente no se obtiene una solución. No nos queda otra que actuar en consecuencia, según nuestros derechos.

A continuación, repasaremos las vías para reclamar a Vodafone, en el caso de te encuentres un poco perdido sobre cómo y dónde actuar.

Vías para poner una reclamación a Vodafone

1- Servicio de atención al cliente de Vodafone: se tratará siempre del primer paso a realizar, ya que estamos ante el canal oficial y primera toma de contacto. Si eres cliente particular, puedes llamar al 123 de forma gratuita. Por otro lado, el número 122 estará habilitado para autónomos y empresas. En caso de llamar desde el extranjero o desde un número de otro operador hay que marcar el (+34) 607 123 000. En este primer acercamiento, es muy aconsejable armarse de paciencia y mantener la calma y educación en todo momento. No olvides que, al final, también existe una persona al otro lado.

2- Reclamación por correo: es aconsejable que exista una prueba física de la reclamación ante la compañía, esto es, un escrito. La vía será la de correo ordinario y la dirección es la siguiente:

Vodafone España, S.A.U. Avenida de América, 115. Madrid (28042), España.

Ten en cuenta que todos los operadores disponen de un mes de plazo para dar respuesta a nuestra reclamación.

vodafone-reclamacion-foro
3- Reclamaciones online: en una empresa de telecomunicaciones no podía faltar la sección de demandas en línea. El foro de Vodafone, es una vía muy útil y rápida para obtener cuanto antes una respuesta a nuestras quejas o dudas. En gran medida, suelen responder a todos los mensajes e, incluso, podrás encontrar reclamaciones parecidas a la tuya, con el fin de evaluar posibles soluciones. También tienes a tu disposición un chat online, en la que nuestras exigencias pueden quedar resueltas en tiempo real, por lo que se convierte en una opción nada desdeñable. El horario de atención es de lunes a domingo desde las 10h hasta las 12 de la noche.

Fuera del entorno de Vodafone, existe otra esfera en línea muy importante: las redes sociales. En la era de los altavoces que llegan a millones de personas, reclamar en el entorno social media es cada vez más un opción a tener muy en cuenta entre los consumidores. En este caso, utilizaremos el hashtag #consultavodafone para ser respondidos en Twitter, mientras que en Facebook nos dirigiremos a su página oficial para realizar cualquier tipo de reclamación o pregunta.

vodafone-reclamacion-redes-sociales
4- Oficina de Atención al Usuario de Telecomunicaciones: se trata de un servicio que forma parte de la Secretaría de Estado de Telecomunicaciones y para la Sociedad de la Información del Gobierno de España. Podremos interponer una reclamación o una denuncia frente a Vodafone siempre y cuando antes hayamos probado las vías directas con la empresa (los puntos mencionados arriba). 6 meses será el plazo máximo de resolución.

5- Consumo: una opción gratuita y vinculante en ambas partes de la acusación una vez se emita un veredicto. O lo que es lo mismo: como la vía judicial, pero sin abonar dinero. Su gestión pasa por las OMIC (Oficina Municipales de Información al Consumidor), gestionadas por cada municipio de manera independiente. Una vía muy interesante a tener en cuenta.

6- Juicio: Por último, no podía faltar el último camino de todos, y quizás el menos deseado, en especial por parte del consumidor. Si en todos los pasos anteriores se nos han agotado todas nuestras herramientas para intentar resolver el conflicto de una manera pacífica -y gratuita-, se tendrá que valorar la -costosa- viabilidad de ir a juicio y asumir los costes relacionados.

Hasta aquí la infinidad de opciones para resolver nuestros conflictos con Vodafone. Pero, sobre todo, recuerda: reclamar es un derecho fundamental de los consumidores y que, por tanto, también genera una serie de responsabilidades. Hagamos uso de nuestros derechos con cabeza y leamos bien cualquier tipo de contrato antes de firmarlo.

También puede interesarte:

Fuentes de imágenes:

  • Moviltoday.com
  • vodafoneteayuda.es
  • creativospracticos.es

deFinanzas.com

Newsletter