Escrito por

Forex Trading: cómo empezar

Seguro que en los últimos años has oído hablar de la guerra de divisas o del mercado de Forex sin tener del todo claro en qué consistía. Descubre en qué consiste la operativa con divisas y si encaja en tu perfil de ahorrador.

Operativa en Forex Trading

El cambio entre divisas no es fijo, sino que varía. Si has viajado recientemente fuera de la zona euro te habrás dado cuenta de que no era lo mismo comprar un dólar el martes que el miércoles y mucho menos el jueves o con una semana de diferencia.  Esto es porque el valor de las monedas cambia en función de las noticias macroeconómicas de cada país y de otros elementos.

Desde el punto de vista del ahorro y la inversión es posible sacar partido de estas fluctuaciones a través del mercado de Forex Trading, una palabra que puede parecer muy técnica que solo es el acrónimo de Forex Exchange Market. Se trata del mercado financiero más grande y líquido del mundo cuya negociación diaria supera la suma de los mercados de bonos y acciones en su conjunto.

A diferencia de las bolsas, el mercado de Forex no cierra, está abierto las 24 horas del día porque no tiene sede física, sino que es electrónico. Para operar necesitarás una cuenta en un broker autorizado, pero antes de llegar a este punto es importante que tengas claros algunos conceptos básicos.

Operar en forex

Cómo se opera en Forex

El Forex trabaja sobre pares de divisas. Es decir, enfrenta una moneda a otra y opera sobre su tipo de cambio, pero no es lo mismo el Euro/Dólar (EUR/USD) que el Dólar/Euro (USD/EUR) ya que hacen referencia a cambios distintos. El primero se refiere a cuántos dólares se pueden comprar con un euro y el segundo a los euros que puede comprar un dólar. La diferencia puede parecer insignificante, pero en términos de Forex estaríamos hablando de dos contratos diferentes.

Cada divisa tiene singladura y los cambios se expresan a través de las mismas, como EUR/USD para refereirse al Euro-Dólar Americano -recuerda que hay otros dólares como el canadiense-. La primera de las divisas se denomina base y la segunda contraparte.

Los pares más activos

El mercado permite cruzar cualquier divisa del mundo con un tipo de cambio abierto. Existen excepciones como el Yuan chino REPASAR. Sin embargo, a efectos prácticos hay cambios y pares que reciben más atención que otros y donde el volúmen de negociaciones es mayor. Son los siguientes:

  • EUR/USD – Conocido como euro-dólar
  • USD/JPY – Enfrenta al dólar con el yen japonés
  • GBP/USD- Enfrenta a la libra esterlina con el dólar
  • USD/CHF – Enfrenta al dólar con el franco suizo.

El dólar autraliano y el kiwi neozelandés también son otras divisas que suelen usarse en Forex, siendo sus pares contra el dólar americano los más importante.  Es normal operar en varios pares al mismo tiempo.

Diferencias_Emocionales_entre_Operaciones_en_Cuentas_Reales

El trading con divisas

El funcionamiento básico del mercado de divisas no es diferente que el de las acciones. Si compras un contrato EUR/USD a 1,15 estarías comprando euros y vendiendo dólares, si la cotización del par sube a 1,20 tu ganancia será de 0,5 dólares por cada euro que posees. Eso sí, debes saber que la cotización de los pares llega hasta las centésimas.

Hasta aquí todo parece sencillo y realmente lo es. Lo que ocurre es que el mercado de Forex suele utilizarse algo denominado apalancamiento. Seguro que el término te suena en relación a la crisis inmobiliaria. El apalancamiento es una herramienta muy potente y un arma de doble filo: se pueden conseguir grandes ganancias pero también mayores pérdidas.

El apalancamiento implica que no se invierte todo el dinero de la operación, solo un porcentaje del mismo en concepto de ganancias. Para que lo tengas más claro, con un ratio de apalancamiento de 100:1 si inviertes 1.000 euros en una operación estarías en realidad participando con 100.000 euros. En Forex con un apalancamiento de 100:1, el más habitual, cada centésima de variación se denomina pips. Si por ejemplo el EUR/UDS pasa de 1,1105 a 1,1115, la diferencia será de 10 pips.

Este apalancamiento permite conseguir grandes ganancias, pero también tiene sus riesgos en lo que se refiere a las pérdidas.

La operativa en divisas se puede hacer al contado o en spot o a plazo con un futuro. En el primer caso, se intercambian directamente los flujos monetarios en distinta divisa. En este caso la inversión sería como la de las acciones, básicamente, compraríamos dólares. En este caso también podremos posicionarnos cortos o largos si pensamos que el euro va a subir o bajar frente al billete verde.

En el segundo caso, la operativa a plazo o futuro supone la compraventa de divisas a una fecha futura, posterior a la del spot. En ella ambas partes adquieren una obligación al vencimiento de la operación.

Forez mundial

 ¿Qué necesito para empezar?

Lo único que se necesita para operar en forex es una cuenta con un broker, pero antes de empezar es recomendable tener muy claro cómo funciona el mercado y esto pasa por formación y un poco de operativa. Lo mejor para lograrlas ver los cursos de formación online con los que cuentan los brokers de Forex y probar con una cuenta demo sin inversión real. De esta forma podrás foguearte con los mercados, ver cómo funcionan las herramientas de análisis y familiarizarte con la operativa en divisas para dar el salto al mundo real con las máximas garantías.

El Forex trading es un mundo lleno de posibilidades que además tiene la ventaja de que permite un acercamiento inocuo para tus ahorros. Prueba suerte y sabrás si estás hecho o no para ser un trader de divisas.

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos

¿Qué es lo que piensas?