Qué es el Factoring Express

Muchos negocios utilizan el Factoring Express para hacer frente a situaciones de escasa liquidez cuando no tienen capacidad para convertir en líquido sus activos. Resulta, pues, una gran forma de financiación en momentos críticos. Si deseas saber más sobre el Factoring Express continúa leyendo. Qué es el Factoring Express El Factoring Express implica un acuerdo […]
DeFinanzas.com

Muchos negocios utilizan el Factoring Express para hacer frente a situaciones de escasa liquidez cuando no tienen capacidad para convertir en líquido sus activos. Resulta, pues, una gran forma de financiación en momentos críticos. Si deseas saber más sobre el Factoring Express continúa leyendo.

que-es-el-factoring-express-monton-de-palabras-factoring

Qué es el Factoring Express

El Factoring Express implica un acuerdo continuo en virtud del cual una entidad financiera asume las funciones de control, protección y recaudación de cobros para su cliente, adquiere sus cuentas por cobrar a medida que surgen (con o sin recurso a él por pérdidas crediticias, es decir, incapacidad financiera del deudor), mantiene una contabilidad  de las ventas, asiste a otras obligaciones de contabilidad,  se relaciona con tales clientes por pagar y realiza otras funciones auxiliares.

Factoring express

De este modo, es un instrumento financiero que las empresas utilizan para mejorar la disponibilidad de liquidez y las condiciones de crecimiento. El factoring express es un término colectivo para la financiación de crédito y los servicios de compra.

Se trata de un método de financiación basado en activos especializado en la compra de los derechos de cobro de una empresa por el factor que, a su vez, realiza el procedimiento para cobrar las deudas de clientes pendientes y proporciona alivio financiero a la empresa.

Los derechos de cobro se asignan al factor que las recolecta cuando vencen, por lo que cobrará una cantidad como comisión deducida de las facturas cobradas. Así, el factor es un intermediario entre el proveedor y sus clientes que realiza servicios de financiación y cobro.

En una situación en la que la industria tiene dificultades para obtener fondos, ha surgido la necesidad de una mejor gestión de los derechos de cobro por parte de las empresas. En este contexto, los servicios de «factoring» han asumido un papel muy importante en el ámbito de los negocios.

Con el Factoring express, las pequeñas y medianas empresas (PYME) pueden satisfacer rápidamente sus necesidades de capital de trabajo. Sin embargo, las grandes empresas también han comenzado a utilizar el factoring en los últimos años para mejorar su flujo de caja.

Características del Factoring Express

El Factoring Express puede resultar complejo para los más neófitos, pero pueden resumirse sus bondades en las siguientes características.

  • Cobertura del crédito: el factor puede asumir la carga de riesgo del cliente (solamente en la modalidad de factoring express sin recurso) y, por lo tanto, el cliente puede eliminar los riesgos de impago fruto de su negocio y cobrar sus créditos en poco tiempo, a cambio de una comisión al factor.
  • Velocidad: el factor puede comenzar a entregar dinero en efectivo al cliente transcurridas, habitualmente, 24 horas desde que se recibieran los documentos pertinentes.
  • Liberación de procedimientos de cobro: el factor compra los créditos del cliente y  éstos se convierten en deudas a cobrar del factor. Así pues, la recaudación de dichas deudas y otros procedimientos relacionados son realizados por el factor en su propio interés.
  • Proporcionar know-how valioso: los factores brindan sus conocimientos sobre los niveles de riesgo que existen en el país en general y know-how sobre clientes. Esto se debe a que el factor está en una posición privilegiada para conocer a las empresas del entorno mejor que sus clientes.

Factoring

¿Cómo funciona el factoring express?

La mayoría de las empresas que ofrecen sus servicios de factoring express estructuran sus transacciones como la venta de un activo. Básicamente, está vendiendo los derechos financieros de sus facturas a cambio de un pago inmediato.

Los factores compran sus facturas en dos plazos: el anticipo y el reembolso. El anticipo cubre hasta el 80% de la factura y se deposita en la cuenta bancaria de la empresa de inmediato. Hay que tener en cuenta que el avance varía según la industria y la empresa.

Una vez que el cliente paga, el factor reembolsa la segunda cuota para cubrir el 20% restante, menos las tarifas. Este pago liquida la transacción para esa factura específica.

La mayoría de las transacciones siguen estos pasos:

  • La empresa entrega los bienes / servicios a su cliente.
  • Envía una factura para financiación
  • La empresa de factoring adelanta el 80% de la factura (este monto varía)
  • El cliente paga después de 30 a 90 días.
  • La empresa de factoring emite un reembolso del 20%, menos la tarifa de financiación.

Beneficios de factoring express

El factoring express tiene una serie de ventajas sobre otros tipos de financiamiento para pequeñas empresas. El beneficio obvio es que puede mejorar tu flujo de caja.

Sin embargo, hay otros beneficios. El factoring de facturas está disponible para las pequeñas empresas y se puede implementar rápidamente. Además, la línea de financiación está indexada a las ventas de su empresa, por lo que puede crecer junto con tus  ingresos.

En consecuencia, el factoring puede ser una gran forma alternativa de financiamiento para las empresas emprendedoras que están creciendo rápidamente pero se encuentran con problemas de flujo de efectivo.

Factoring express tipos

Modalidades del Factoring Express

Sabiendo ya lo útil que resulta esta clase de financiación basada en activos, echaremos un vistazo a todas las modalidades que existen de Factoring Express.

  • Factoring express con recurso: en esta modalidad el riesgo del crédito permanece con el cliente aunque la deuda se asigna al factor, es decir, el factor puede recurrir al cliente en caso de impago por parte de los deudores del cliente.
  • Factoring express sin recurso: es una variante por la cual el factor no puede interponer un recurso debido al impago por parte de los deudores del cliente. Por lo tanto, el riesgo de la deuda incobrable es absorbido por el factor. Obviamente, existen límites a la cuantía que puede absorber el factor y llegado el caso sí que podría interponer recurso al cliente.
  • Factoring express avanzado: en este caso el pago se materializa de inmediato por el factor. En este tipo de factoring, el factor proporciona un alivio financiero excepcional aparte de los servicios anteriormente comentados.
  • Factoring express confidencial: en esta modalidad el acuerdo entre el factor y el cliente se deja sin notificar a los deudores del cliente y el cliente recolecta las facturas de sus deudores sin comunicarles la contratación de un factoring.
  • Factoring express a futuro: en esta clase de factoring, el factor puede acordar pagar una cantidad al cliente por las facturas compradas por él inmediatamente o en una fecha futura.
  • Dropship Factoring express: esta clase de factoring se da cuando el cliente está realizando negocios de “drop shipment”, es decir,  cuando actúa como mediador entre un proveedor y sus clientes (esta clase de negocio es muy común en internet).  El factor garantiza al proveedor todas las facturas emitidas contra el mediador (el cliente del factor) y, por tanto, las mercancías pueden ser entregadas al cliente final. Posteriormente, el mediador vende el producto, recolecta créditos y los asigna al factor. El factor permite así al mediador obtener beneficios sin participación financiera alguna.
  • Factoring express bancario: el banco sitúa una partida flotante sobre el patrimonio neto del cliente. Dicha cuantía es lo que pagará el factor al cliente en relación con sus cuentas por cobrar. Sobre esta base, el banco puede también prestar dinero al cliente y le permite tener doble financiación.

Diferencias entre el Factoring Express y el Descuento Bancario

Si tienes dudas sobre qué modalidad de financiación escoger debes saber que en el descuento de bancario recibirás un anticipo, no sobre tus cuentas por cobrar sino sobre tus efectos comerciales no vencidos (letras, pagarés…) y no existirá la cesión de los procedimientos de recolección de las deudas al banco. En este acuerdo, la firma del contrato a menudo te proporcionará un seguro por impagos, por lo que no serás responsable de pagar el anticipo si tu cliente no paga la factura. En todo caso, el banco nunca asumirá el riesgo de las deudas.

Ya sea que utilices el factoring o el descuento bancario dependerá en parte de si deseas retener el control de los procesos de recolección de créditos y si deseas que tu cliente sepa que has financiado tus facturas o no.

En definitiva, tanto el factoring como el descuento bancario son formas excelentes para obtener efectivo de inmediato que posiblemente necesites para financiar tu operativa diaria, en lugar de esperar a que tus clientes paguen sus facturas.

diferencias-entre-el-factoring-express-y-el-descuento-bancario-factoring-vs-descuento

¿Cómo seleccionar una empresa de factoring?

Elegir la empresa de factoring que aplique la técnica de factoring express adecuada puede llegar a ser una decisión crítica para tu negocio. Esta decisión debe hacerse con cuidado. Los siguientes seis puntos proporcionan algunas pautas para el proceso de elección, de modo que no tengas tantas dudas y puedas contratar una de estas empresas o intermediarios cuanto antes.

Evita abrumarte

Uno de los mayores errores que cometen los clientes potenciales es enviar una solicitud a cada empresa de factoring con la que hablan. Presentar demasiadas solicitudes y administrar múltiples propuestas puede ser confuso y tomar mucho tiempo.

En cambio, llama a un número de compañías de factoring hasta que encuentres dos o tres que cumplan con tus criterios o lo que estás buscando. Luego, envía una solicitud solo a esas empresas de factoring. Este enfoque es más efectivo y te va a brindar poder conocer aquellas propuestas de factoring que sean más competitivas.

¿Es competitiva su propuesta?

El mercado de factoring, por si no lo sabes, es bastante competitivo, lo cual es bueno para los clientes. Considera obtener cotizaciones de al menos dos o tres compañías. Luego compara las cotizaciones para determinar cuál ofrece el mejor valor (más información aquí ).

Será bueno además tener en cuenta que el precio / tasa no es lo único que debes mirar. Revisa las propuestas en su conjunto y compáralas punto por punto.

¿Cuánto tiempo llevan en el negocio?

La primera pregunta que debes hacerte antes de elegir una empresa que se dedique al factoring express es saber cuánto tiempo han estado en el negocio. En esta industria, la longevidad importa. Lo importante es que puedas trabajar con una empresa que sepa cómo administrar una cartera de factoring y que pueda resistir las recesiones económicas.

Trabajar con una empresa que ha estado operando durante al menos cinco años. Más tiempo es mejor, obviamente. Está bien trabajar con una empresa que ha estado en el negocio por menos tiempo porque tal vez te propongas nuevos sistemas o tengan un porcentaje de beneficio menor, pero sin embargo, verifica siempre que sea propiedad y que además esté administrado por profesionales experimentados de la industria.

¿Trabajan con empresas de tu industria?

Aunque la mayoría de las compañías de factoraje se presentan a sí mismas como generalistas, la mayoría tiene algunas industrias en las que se especializan. Tu compañía estará mejor servida si trabajas con un factor que conozca bien los detalles de su industria. Hay una manera simple de encontrar esta información: pregunta a la empresa de factoring directamente.

¿Trabajan con empresas de tu tamaño?

La mayoría de las compañías de factoring anuncian que pueden financiar compañías de cualquier tamaño, desde 10,000 hasta cinco millones de euros. Si bien pueden tener los fondos para aprovechar estas oportunidades, no siempre tienen la experiencia .

El hecho es que la mayoría de las compañías de factoring tienen un rango preferido, como de 50,000 € a 700,000 €. Solo unas pocas empresas pueden manejar una amplia gama de oportunidades. Al igual que con la pregunta anterior, es mejor preguntar a la empresa de factoring directamente.

 ¿Tienen mínimos?

Algunas compañías que se dedican al factoring agregan volúmenes mínimos de factoring a sus contratos. Significa que su empresa tiene la obligación contractual de factorizar un valor mínimo mientras el contrato está vigente. De este modo, se produce una sanción financiera si factoriza menos que el mínimo. La multa generalmente cubre la diferencia en las tarifas entre lo que realmente factoreó y el mínimo contractual.

Contrariamente a los anuncios, los mínimos no son necesariamente malos. La mayoría de las empresas de factoring lo que hacen es proporcionar una tasa de factorización más baja si se aceptan ciertos mínimos. Mientras estés seguro de que no romperás los mínimos, pueden obtener precios más bajos.

Tenga en cuenta que romper un mínimo de factorización generalmente es malo y afecta sus ganancias. Si tu plan tiene mínimos, negocia con cuidado.

También te puede interesar:

Curso de Creación Web
¡Aprende a CREAR y MONETIZAR tu sitio web con Tendenzias!
+ 100Mde lectores al año
+ 1.8M de euros
+ 15 años de experiencia
Te ofrecemos nuestra experiencia para que logres montar tu web y comenzar a monetizarla desde cero.
¡Quiero Aprender!
Qué es el Factoring Express
4.80 / 5
4.80 - 56 Votos

También te puede interesar